Derrame ocular

Si tienes algún problema debido al derrame ocular, puedes ponerte en contacto con nosotros llamando al número que esta en la parte superior de la página para agendar una cita. ¡No lo pienses más!

derrame ocularUn derrame ocular o hemorragia subconjuntival ocurre cuando vasos sanguíneos del ojo se rompen justo por debajo de la conjuntiva (tejido que cubre la parte blanca del ojo). La conjuntiva no puede absorber la sangre rápidamente, por lo que se queda atrapada, resultando una mancha roja de sangre.

El derrame ocular generalmente no causa problemas, ni de visión o de incomodidad en los ojos a pesar de su apariencia. Puede que ni siquiera note el derrame ocular hasta que se observe en el espejo. Un estornudo o una tos fuerte puede causar que un vaso sanguíneo del ojo se rompa.

 

Síntomas de un derrame ocular

El signo más evidente de un derrame ocular es un parche o mancha roja en lo blanco del ojo. A pesar de su apariencia sangrienta, un derrame no debe causar problemas de visión, secreción o dolor. En ocasiones, el único malestar que se puede sentir es una sensación de picor en la superficie del ojo.

Causas de derrame ocular

Algunas de las causas potenciales de derrames oculares pueden ser:

  • Traumatismo en el ojo.
  • Aumento repentino de la presión arterial que puede ser causado por levantar objetos pesados, toser, estornudar, vomitar, etc.

Causas menos comunes

  • Diabetes.
  • Alta presión sanguínea.
  • Medicamentos que pueden causar sangrado como aspirina o anticoagulantes.
  • Trastornos de coagulación de la sangre.

Complicaciones

Las complicaciones debido a un derrame ocular son raras. Pero si la condición es debido a un golpe o traumatismo, un oftalmólogo deberá evaluar su ojo para asegurarse que no presenta alguna lesión ocular.

Tratamiento para derrame ocular

Dependiendo de que tan grande es el derrame será el tiempo de curación.

Es posible que necesite utilizar gotas para los ojos, como lubricantes para ayudar a calmar la sensación de picor en su ojo.

¿Debo de acudir con el oftalmólogo?

Se debe de buscar atención médica si presenta enrojecimiento persistente acompañado de un cambio de visión, dolor o sensibilidad a la luz. Ya que puede tratase de un signo de algún otro problema ocular, como por ejemplo glaucoma.